Niños y airbags (II)

Tengamos en cuenta que los pequeños crecen muy rápido y que las sillas que usaron cuando eran bebés no son las mismas que deben usar cuando son más grandecitos. Recordemos que las butacas que miran hacia atrás son las aconsejadas para bebés de hasta un año.

Al crecer ese tipo de butaca debe dejar de usarse para pasar a las que miran hacia delante. Ambas sillas son seguras si son empleadas de manera adecuada, en todos los casos deben ser usadas en los asientos traseros, y nunca en el delantero.

Algunos vehículos ya vienen con este tipo de butaca incorporada, lo que genera que el uso sea más simple. Cuando esté ajustada la butaca recuerda acomodar y ajustar el arnés de los niños dentro de ellas.

Cuando los niños son aún más grandes deberán comenzar a usar los cinturones de seguridad normales, en algunos casos se puede requerir de algunos elementos que aumento el tamaño para que los cinturones de los adultos puedan ser usados correctamente de acuerdo al tamaño de ellos.

Si el cinturón de seguridad que se usa es de tres punto no debes colocar la parte del cinturón que va en el hombro detrás del hombro o debajo de su brazo, tampoco permitas que el pequeño se tome la costumbre de hacerlo. En el caso de que sea necesario se puede conseguir un almohadón que permita que se eleve y así el cinturón lo ajuste cómodamente.

Recordemos la importancia de utilizar el cinturón de la cadera, siempre debe estar colocado bajo y bien sujeto alrededor de la cadera del pequeño. No debes dejar que lo suban hasta el abdomen donde puede convertirse en peligroso.

Foto | Flickr


Etiquetas: , ,

Deja un comentario

Connect with Facebook