La ley del más fuerte, una necesidad o un capricho

conducir de forma imprudente
Este termino lo utilizo para incorporarlo al mundo del motor,  y de las carreteras; el punto central del día de hoy tiene que ver  con el tipo de personas que día a día compiten en las carretera internacionales de nuestro país con el objetivo de alcanzar un título que los coloque como los mejores de este mundo, pero, será realmente positivo todo este ambiente para la seguridad vial.

Hace poco veía como es que los niños desde pequeños aprenden de las personas de quienes se rodean. Todo lo bueno, o lo malo que capte sus cerebros será, en gran parte por lo aprendido de pequeños, específicamente de la edad de 3 a 8 años, una edad crítica para muchos.

Enseñad lo bueno

Entonces si todo lo que aprendieren los niños es una gran responsabilidad para los padres, cómo poder evitar que este tipo de actividades –carreras clandestinas- no lleguen a influirlo en su mundo más adelante.

conducir de forma imprudente

Muchos creen que la mejor solución es decir que estas carreras son malas, que solo personas del bajo mundo viven de ella. Ahora bien, creo que la solución es hablarles con la verdad.

El concepto con fundamento

Entendamos esto, todas las personas que se ven involucradas en las carreras clandestinas son corredores que viven su mundo a parte, la velocidad los llama, la sensación de peligro es su pan de cada día, en fin.

Bajo esos términos hay que educar a los niños, haciéndoles entender con términos simples que esas carreras no son buenas para ellos, que van en contra de la ley, que puede causar accidentes y la peor consecuencia de todo, la muerte.


Deja un comentario

Connect with Facebook